sábado, 20 de abril de 2013

Reseña: Rompiendo Las Normas de Katie McGarry


Título: Pushing The Limits (Pushing The Limits #1)

Título traducido: Rompiendo las normas

Autor: Katie McGarry

Publicación: 31 de Julio de 2012

Idioma: Inglés

Editorial: Harlequin Teen

ISBN9780373210497






Sinopsis

Nadie sabe qué ocurrió la noche en la que Echo Emerson  pasó de ser una chica popular a ser considerada una rarita con cicatrices en los brazos. Incluso ella misma no puede recordar toda la verdad de aquella horrible noche. Todo lo que sabe es que desea que las cosas vuelvan a la normalidad. Pero cuando Noah Hutchins entra en su vida, el mundo de Echo se dirige por lugares que ella nunca podría haber imaginado. Deberían tener algo en común. E, incluso con los secretos que ambos guardan, estar juntos es prácticamente imposible.
Igualmente, la atracción entre ambos se niega a desaparecer. Y Echo comienza a preguntarse a cuánto estaría dispuesta por romper las normas y qué arriesgaría por el único chico que tal vez la enseñe a amar otra vez.

Reseña

Cuando leí la sinopsis de este libro, lo primero que pensé es que me encontraba con una versión estadounidense de 3 Metros Sobre el Cielo o Romeo y Julieta, ya sabéis, el chico malo que entra en el mundo de una chica totalmente diferente a él y que, generalmente, suele ser un poquito sosa y políticamente correcta. Por suerte, esta historia sería más un Romeo y Romea, o Julieto y Julieta (según prefiráis).

Los protagonistas de este libro son Echo y Noah, que narran la historia turnándose por capítulos. Ambos han sufrido incidentes que los han cambiado para siempre, obligándolos de una forma u otra a acercarse y entenderse más de lo que cualquier persona haría.

La historia comienza con un capítulo narrado por Echo Emerson, una chica que durante su año sophomore (que aquí sería 4º de ESO) sufrió un accidente que la llevó al hospital y le dejó cicatrices en sus brazos. Aunque sabe que su madre está involucrada en tal incidente, es incapaz de recordar qué pasó y ha asistido en diversas ocasiones a terapia, pero nada de esto ha servido para hacer que Echo vuelva a ser la misma. Además, su status social ha descendido considerablemente, pasando de ser la chica que todo el mundo adora a la rarita de la clase. Su hermano Aires murió poco antes en Afganistán durante una misión de las marina y lo único que desea es poder conseguir reparar el coche que éste estaba arreglando antes de irse. Sin embargo, tiene que vivir en una pesadilla en la que ve cómo su padre va a tener un hijo con su antigua niñera, que ahora es su madastra, y alejada de su madre biológica por una orden de alejamiento.

Por otro lado tenemos a Noah Hutchins, un joven cuyos padres murieron en un incendio cuando él tenía catorce años. A causa de un altercado que tiene con sus primeros padres adoptivos, es separado de sus dos hermanos biológicos, Jacob y Tyler, y sólo puede contactar con ellos a través de unas visitas concertadas y limitadas. ¿Su sueño? Cumplir los dieciocho para poder pedir la custodia de sus únicos familiares vivos. Durante la historia, vive en la casa de los tíos de una chica llamada Beth y con Isaiah. Los tres tienen la fama de colocarse con todo tipo de sustancias y él en especial tiene cierta reputación entre las chicas con respecto a su experiencia en el sexo.

Mientras que Echo necesita dinero para reparar el coche, Noah quiere aprobar el curso senior (2º de Bachillerato) para tener más a su favor cuando pida la custodia de sus hermanos. Entonces, la psicóloga del colegio les propone que queden los lunes para que Echo, que es sobresaliente en sus estudios, ayude a Noah en las diferentes asignaturas que se imparten y así ganar el dinero para el coche.

Poco a poco, los dos se irán acercando más y más hasta que se den cuenta de que son más parecidos de lo creen y acabarán por contarse sus secretos más íntimos, incluyendo aquellos relacionados con sus respectivos incidentes.

Sinceramente, este libro me ha gustado más de lo que creía. Hace tiempo que las historias que se centran sólo en el amor me desagradan generalmente, porque siento que no hay nada más allá del romance entre los dos protagonistas, pero ésta es muy diferente. Hay algo más detrás de la atracción que ambos sienten el uno por el otro, y es su vida cotidiana, cómo luchan por alcanzar la vida que tanto desean ante las adversidades que encuentran.







Lo único que no me ha gustado es que casi todos los libros del género romántico tienen la misma estructura: chico y chica se conocen - chico y chica se atraen pero se resisten a aceptarlo - chico y chica comienzan a salir - chico y chica son felices - chico o chica la fastidia y se separan - chico y chica se echan de menos - chico y chica se perdonan - chico y chica son felices para siempre

Además, es el típico libro cuyo final es predecible. La mayoría de vosotros ya imaginaréis el final de toda esta historia con leer la sinopsis. Pero yo, como siempre, cuando llega el momento en el que la pareja se separa y parece que su amor ya ha llegado al final, siento la necesidad de mirar el final para comprobar lo que ya sabía: que acaba bien. Esto es algo que detesto de estos libros, os lo aseguro.

Pushing The Limits es el comienzo de una saga que cuenta historias de amor entre los diversos personajes que se van presentando desde el principio de la trilogía. En resumen, si no sabes si leer o no este libro, no lo pienses dos veces: hazlo. Puede parecer de entrada que va a ser una historia bastante sosa, pero no lo es. 



Puntuación
4/5
¡Perfecto!

No hay comentarios:

Publicar un comentario